NoticiasTrabajo logo Así subirán las cuotas de los autónomos con el aumento del SMI

Así subirán las cuotas de los autónomos con el aumento del SMI

El Gobierno prepara una nueva subida a las cuotas de los trabajadores por cuenta propia que acompañará al incremento del Salario Mínimo Interprofesional.

Así subirán las cuotas de los autónomos con el aumento del SMI
Diego Fernández
Diego Fernández
Actualizado a:

La subida del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) es un hecho inmediato que ya negocia el Gobierno de España con los diferentes agentes sociales y con el que se pretende que se rocen los mil euros por parte del ejecutivo nacional. Pero el aumento del SMI no viene solo, y es que, esto va a suponer, a su vez, que también suba el precio que los autónomos deberán pagar en sus cuotas al Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS)

Esta subida, contemplada en los Presupuestos Generales del Estado (PGE) se congeló debido a la situación de la pandemia del Covid-19 y como medida de apoyo a los empresarios. Ahora, con el nuevo aumento del SMI, se ha visto afectado de manera directa, ya que se ha retomado el incremento del precio a pagar por los trabajadores por cuenta propia a la Seguridad Social

La ministra de Economía, Nadia Calviño, ha asegurado que esta nueva medida podría verse implantada “en breve”, debido a que la intención del ejecutivo nacional es subir el salario mínimo este mismo mes de septiembre. Algo de lo que se han mostrado en contra desde el sector empresarial al considerarlo “un golpe muy duro a aquellos emprendedores que tratan de crear empleo”. 

Una subida de un 0,3% en la cuota

Una vez entre en vigor el nuevo SMI, entrará, a su vez, la subida de la cuota a los trabajadores por cuenta propia. Se trata de un aumento del 0,3% en sus respectivas cuotas que pagan al Instituto Nacional de la Seguridad Social, pero que, a su vez, se divide en dos partes distintas

Una primera en la que está el aumento más significativo, el Gobierno impondrá un incremento del 0,2% en relación a la cuota por contingencias profesionales. Es decir, en posibles hechos que afecten a la salud del trabajador y que estén considerados como un accidente de trabajo o una enfermedad laboral, siempre y cuando sean originados dentro de la actividad de trabajo. En este caso, el porcentaje a pagar a la Seguridad Social pasa de un 1,1% a un 1,3%

Por otro lado, haciendo referencia al 0,1% restante, está destinado al aumento del pago de la cuota por el cese de actividad. Es decir, de la suspensión de las actividades laborales que afecte al trabajador autónomo, y es que, pese a que la empresa siga existiendo, no hay ingresos por parte de la misma al no tener actividad. Esta cuota pasará del 0,8% actual a un 0,9%.

En el ámbito general, supone un incremento de la cuota de autónomos actual, que se sitúa en un 30,3%, a un 30,6%, lo que vuelve a evidenciar que los castigados con la subida del SMI vuelven a ser los trabajadores por cuenta propia. Algo que han manifestado desde diferentes confederaciones de empresarios al ejecutivo nacional. 

La subida en números

Para clarificar en números cómo se va a traducir esa subida de la cuota de los autónomos, es importante distinguir dos aspectos. Por un lado, aquellos trabajadores por cuenta propia que coticen por la base mínima de la Seguridad Social y, por otro, los que trabajadores que lo hagan por la base máxima reguladora.

  • Cotización por la base mínima: Los autónomos que coticen por el mínimo al INSS, pasarán de pagar 286 euros a abonar 289 euros mensuales.
  • Cotización por la base máxima: Por el contrario, aquellos trabajadores que coticen por el importe más alto, pasarán de pagar 1.233 euros a 1.245 euros todos los meses. 

Esto supondrá un aumento entre 3 y 12 euros de manera mensual que, en el peor de los casos, supondrá un aumento de hasta 144 euros más en la cuota de autónomos de manera anual. 

La CEOE avisa de las consecuencias

La Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), bajo el mando de su presidente, Antonio Garamendi, ha avisado de las consecuencias negativas que puede tener esta subida del SMI y, por lo tanto, de la cuota de autónomos a las empresas españolas. Garamendi ya advirtió que “no es el momento para volver a sumir el SMI, porque venimos de un año y medio nefasto” debido a la crisis de la pandemia del Covid-19.

Además, también aseguraron que esta nueva subida del salario mínimo va a suponer que muchas empresas no puedan contratar a nuevos trabajadores, debido a que no generarán los suficientes ingresos. Esto supondrá un aumento del desempleo e incluso el cierre de empresas cuyos emprendedores no puedan subsistir debido a las altas cuotas.