NoticiasTrabajo logo Así son las ventajas que trae la nueva ley de startups

El Gobierno de España ha aprobado, en el Consejo de Ministros, el proyecto de ley del Ecosistema de las Empresas Emergentes, es la conocida como ‘ley de startups’. Que se pretende llevar a cabo en los primeros meses de 2022 y que tiene una serie de puntos clave para la creación de nuevas empresas en todo el territorio nacional. Pero no solo eso, sino que, además, también cuenta con unos beneficios fiscales en forma de deducciones.

La ministra de Asuntos Económicos y vicepresidenta del Gobierno, Nadia Calviño, ha explicado que el ejecutivo nacional tiene un objetivo claro. Este es el de impulsar el emprendimiento en España a través de la creación de nuevas empresas que sean innovadoras y cuenten con una antigüedad máxima de 5 años o sean de nueva creación

Además, de cara a la creación de estas nuevas compañías, Calviño ha asegurado que la gestión será “más rápida”. Todo ello gestionado a través de una ‘ventanilla única’ que va a gestionar Enisa, aunque lo hará hasta que se cree la nueva Oficina Nacional de Emprendimiento que será la encargada de gestionar la creación de estas startups.

¿En qué consiste la ley de startups?

Tal y como ha indicado en rueda de prensa la ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, las startups son aquellas empresas que son la base de la economía digital y “generan puestos de trabajo altamente cualificados”. Lo que les hace ver que necesitan de una regulación propia, ya que son compañías muy singulares que no se rigen por la normativa actual.

Esta nueva ley de startups consiste en la creación de un ecosistema de emprendimiento que sea innovador. En el que, desde el Gobierno “se trabaja en la generación de oportunidades para los jóvenes y la atracción e inversión de talento”. Esta ley tiene una serie de beneficios fiscales que, según Calviño, la “hacen muy atractiva para la creación de este tipo de empresas”. 

¿Qué requisitos se necesitan para acceder a la ley de startups?

Haciendo referencia a los beneficios fiscales que trae esta nueva ley de startups, hay que recordar que van a afectar a aquellas compañías que tengan una antigüedad máxima de 5 años. Aunque se ampliarán hasta los 7 años para las empresas que formen parte del sector de la biotecnología, energía e industriales. Además, para poder ser beneficiario es necesario cumplir con otros requisitos extra, que son:

  • Tener la sede social y permanente en España.
  • Tener la gran mayoría del empleo en España.
  • Empresas que no hayan distribuido dividendos. 
  • Empresas que no sean cotizadas.
  • Empresas que tengan ingresos de hasta 5 millones de euros.

¿Qué beneficios tiene esta nueva ley de startups?

Haciendo ya referencia a los beneficios que esta nueva normativa trae a las startups ya creadas o que se van a empezar a crear una vez entre en vigor la ley de Ecosistema de las Empresas Emergentes. Estos beneficios son varios, que pueden distinguir en ventajas para las empresas e inversores y ventajas para los trabajadores. 

En primer lugar, sobre las ventajas que van a tener las empresas e inversores de estas nuevas compañías, los beneficios son:

  • Reducción de hasta el 15 % en el impuesto de sociedades. 
  • Reducción del impuesto sobre la renta de los residentes.
  • Aplazar deuda tributaria.
  • Se elimina la obligación de tener que realizar pagos fraccionados.
  • Se eleva a 100.000 la inversión que se puede hacer sin tener que pagar impuestos para nuevas empresas.
  • Aumenta la deducción por inversión al 50 %.

Por otro lado, de cara a los beneficios que pueden optar los trabajadores de estas nuevas empresas, hay que destacar que son:

  • Aumentan hasta los 50.000 euros el límite de acciones de la compañía que se pueden tener.
  • Elimina la doble cotización a la Seguridad Social durante 3 años. Esto afectará a los emprendedores que, al mismo tiempo, tengan un trabajo por cuenta ajena.
  • Se reducen costes y trámites administrativos para la creación de una empresa.