Seguridad Social

Ingreso Mínimo Vital: los 3 cambios en la prestación que llegan en enero de 2023

El Gobierno permitirá que los trabajadores que cobren el Ingreso Mínimo Vital compatibilicen esta ayuda de la Seguridad Social con un empleo sin perder ingresos. Además, volverá a subir la cuantía.

Ingreso Mínimo Vital: los 3 cambios en la prestación que llegan en enero de 2023
Ingreso Mínimo Vital (IMV)
Isabel Gómez
 

El Ingreso Mínimo Vital (IMV) traerá tres cambios importantes a partir del 2023. Los beneficiarios de esta prestación no contributiva de la Seguridad Social verán cómo se producen cambios en su renta garantizada cuando mejoren su situación laboral. Pero muchos desconocen en qué consisten estos incentivos al empleo y si se va a perder la ayuda o no. Desde el Gobierno han fijado una serie de garantías para que no se sobrepase el límite de rentas y asegurar el cobro de la ayuda. 

Por su parte, el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones ya han puesto en marcha una de sus novedades estrella: el autobús del IMV. El objetivo es que este recorra España durante los próximos meses y se incremente el número de personas que puedan acceder a la ayuda. Según fuentes de dicha administración, se han alcanzado los 523.486 hogares en los que viven 1.453.773 personas a final de octubre.

Cabe recordar que no solo los desempleados podrán cobrarlo. También lo podrán hacer los trabajadores que tengan unos ingresos extra, tanto a nivel individual como si forman parte de una unidad familiar. Por ello, muchos se preguntan cuáles son esas tres novedades que vendrán en el próximo año.

Novedades del Ingreso Mínimo Vital a partir de enero

Los perceptores del IMV verán como se podrán ver incrementados sus ingresos sin perder la renta garantizada. Por un lado, habrá un incentivo para que quienes ya la cobran no la pierdan si acceden a un nuevo trabajo. Por otro lado, se incrementará la cuantía a recibir en la misma forma que lo hagan las pensiones de la Seguridad Social.

Incentivos al empleo

Esta serie de incentivos al trabajo se aprobó para que una persona desempleada reciba este ingreso extra si acceden a un empleo y puedan incrementar la cuantía hasta un máximo de 17.000 euros al año. La finalidad del Gobierno es que no caigan en la trampa de no buscar trabajo para que no se les quite la ayuda. 

El miedo de los beneficiarios venía porque la ayuda ya es compatible con el empleo y ese trabajo actuaba como recorte a la cuantía. Hay un límite máximo que se puede cobrar según la unidad de convivencia. El salario se le recortaba a ese importe a recibir y esa era la cuantía real que se cobraba por IMV. Esto cambiará en enero porque actuará como un incremento de renta:

  • Cuando se encuentre un nuevo trabajo.
  • Cuando se aumenten las horas de trabajo.
  • En el momento que se mejore el salario.

Aumento de la cuantía con incentivo al empleo

Esta ayuda será importante en función de tres factores: si se tiene menores a cargo o no, si esas familias son monoparentales, si las personas con las que se convivan tengan discapacidad. Cuando se apliquen el salario, habrá un aumento de la cuantía en los siguientes porcentajes:

  • Se bonifica el 100% de los ingresos de trabajo que lleguen hasta el 60% de la renta garantizada.
  • A partir de ingresos que superen el 60% del IMV, se recibe entre un 20% y un 40% más.
  • El dinero a recibir será mayor para las personas que estaban desempleadas y se vuelven a reincorporar al mercado laboral.

Para entender esto, se va a explicar con un ejemplo. Una familia monoparental con un menor a cargo y sin ingresos el año anterior, tendrá una renta garantizada de 10.737 euros anuales. Si el progenitor vuelve a trabajar por 1.000 euros, no se le recortaría la prestación, se le aumentaría. Pasaría a cobrar 11.737 euros al año de ayuda. Mientras que el salario no supere el 60% del IMV, no se reducirán los ingresos.

Subida de la prestación al igual que las pensiones

Tal y como expresó la vicepresidenta segunda del Gobierno, Yolanda Díaz, en la presentación de los Presupuestos Generales del Estado en 2023, “el Ingreso Mínimo Vital subirá en la misma forma que los harán las pensiones.” Esto significa que subirá un 8,5% con respecto a este año.

En el pasado junio, ya se incrementó el importe de la prestación un 15% como media extraordinaria por la crisis económica de Ucrania. Por lo que, en teoría, se deduce que la cuantía de las personas que actualmente la reciben más que verse aumentada, va a verse reducida. Para el próximo año, las cuantías serán las siguientes:

  • Un solo adulto: 6.401,06 euros.
  • Un adulto y un menor: 9.729,61 euros.
  • Un adulto y dos menores: 10.737,27 euros.
  • Un adulto y tres o más menores: 13.570,25 euros.
  • Dos adultos: 8.321,38 euros.
  • Dos adultos y un menor: 10.241,70 euros.
  • Dos adultos y dos menores: 12.162,02 euros.
  • Dos adultos y tres o más menores: 14.082,34 euros.
  • Tres adultos: 10.241,70 euros.
  • Tres adultos y un menor: 12.162,02 euros.
  • Tres adultos y dos o más menores: 14.082,34 euros.
  • Cuatro adultos: 12.162,02 euros.
  • Cuatro adultos y un menor: 14.082,34 euros.
  • Otros casos: 14.082,34 euros.
ARCHIVADO EN: