Empleo
Curriculum vitae Extranjero Amazon Carrefour El Corte Inglés Inditex Lidl Mercadona Primark Derechos del trabajador

Un empleado de 28 años renuncia a su empleo de 17.000 euros al mes

El caso de Julian Sarafin, que con 28 años logró trabajar de abogado en uno de los bufetes más prestigios de Estados Unidos, vuelve a reforzar la idea de la influencia del trabajo en la salud mental.

Un empleado de 28 años renuncia a su empleo de 17.000 euros al mes
Abogado de Harvard, Julian Sarafin
Javier Martín
 

La salud mental continúa abriéndose paso con fuerza en el mundo laboral reciente. Elevada a un primer plano tras la pandemia y el replanteamiento de las prioridades vitales, se ha ido reforzando la evidencia de la intensa influencia del puesto de trabajo en el adecuado bienestar psicológico. De lo contrario, se abre la puerta a patologías mentales como el burnout o el síndrome del trabajador quemado.

De hecho, NoticiasTrabajo elaboró un estudio acerca del suicidio laboral en España. Esto es, muerte no natural por factores externos relacionados con el puesto de trabajo como el estrés o la depresión. Es lo que le ocurrió a Julian Sarafin, un joven estadounidense de 28 años que consiguió, tras mucho esfuerzo, el trabajo de sus sueños, para acabar renunciando a él por motivos de salud.

Es una de las bases de la denominada ‘Gran Renuncia’, un movimiento llegado precisamente desde Estados Unidos y que tiene por lema el de que los trabajadores ya no se quejan, si no renuncian. Es el nuevo empoderamiento laboral del empleado, que distingue la importancia dentro de lo importante y desmiente dichos como que la idea de que cuanto más logro laboral se alcance, más feliz se será

¿Salario o salud mental?

Sarafin, un brillante estudiante que acabó licenciado en Derecho por la Universidad de Harvard, consiguió convertirse en el abogado más joven de uno de los despachos de abogados más prestigiosos del mundo, llegando a cobrar un sueldo de 17.000 euros al mes. Sin embargo, fue comprobando que, al mismo ritmo que disfrutaba el éxito profesional, se iba desgastando a nivel físico y mental. El trabajo de sus sueños, por tanto, estaba convirtiéndose en una de sus peores pesadillas.

Así, cada día se convertía en otra jornada de sufrimiento con sus consecuentes peajes y lastres mentales, que comenzaron tras el fallecimiento de su abuela, con la que estaba muy unido. Comenzó a sentir las secuelas de la ansiedad con ataques de pánico o problemas psicosomáticos como los intestinales. También se sentía cada vez peor en sus relaciones sociales. Tras la pandemia, se dio cuenta que ni siquiera el éxito laboral le aliviaba. Él, que siempre había creído lo contrario.

Su teoría de lo que era la felicidad se volvió contra él. Tanto, que comenzó a tener ideas suicidas a causas del llamado burnout laboral a comienzos de 2021. Cada día era un suplicio: había desarrollado ansiedad patológica, según relata en un blog de salud mental. Por lo que, cuatro meses después consigue lanzarse a un cambio de vida. Priorizar su bienestar psicológico a sus sueños y admitir que el dinero y el estatus es solo un determinante más de la felicidad, y no el principal.

“La salud mental es real, aunque no lo entiendas. Si estás sufriendo, si estás luchando o si no estás seguro, busca recursos. El progreso no es recto: tuve una idea suicida fugaz después de comenzar el tratamiento. No dude del camino si el panorama general muestra progreso: confíe en el proceso. Sea paciente”, afirma el propio Sarafin, que ahora continúa empleado de abogado pero en un plano mucho más secundario, valorando su salud mental.

“Nunca estás solo. Si necesitas ayuda, compartir recursos, etc., mi bandeja de entrada siempre está abierta. ¡No estás solo en esta batalla! Por favor, cuídense, su lucha y su dolor son reales. No es imaginado. Busque recursos y confíe en el proceso: mis estrategias de acceso están en los comentarios a continuación”, finaliza.

ARCHIVADO EN: