NoticiasTrabajo logo Hacienda avisa: estas son las operaciones con dinero en efectivo que pueden ser investigadas

Hacienda avisa: estas son las operaciones con dinero en efectivo que pueden ser investigadas

Hay un total de 4 operaciones con dinero en efectivo que Hacienda puede llegar a investigar y sancionar.

Hacienda avisa: estas son las operaciones con dinero en efectivo que pueden ser investigadas Hay 4 operaciones con dinero en efectivo que son investigadas por Hacienda
Diego Fernández
Diego Fernández
Actualizado a:

En ocasiones, los ciudadanos no son conscientes de que por realizar algún tipo de operación con dinero en efectivo se puede llegar a ser investigado por la Agencia Estatal de Administración Tributaria (AEAT). El motivo es sencillo, desde Hacienda se han marcado un total de 4 operaciones de dinero físico que, en el caso de que se realicen, los inspectores de la administración pueden investigarlo con dos objetivos muy concretos. 

Los fines de estas investigaciones que podría realizar la Agencia Tributaria son, por un lado, evitar posibles fraudes fiscales y, por otro lado, evitar el blanqueo de capital. Lo que hace que cada vez se utilice menos el dinero en efectivo y solo se haga para pagar cantidades muy pequeñas de precio, evitando así que Hacienda pueda realizar cualquier tipo de investigación al respecto.

Pero, ¿cómo se entera Hacienda de estos movimientos? Tras la aprobación de la nueva normativa en la que cambió la ley en la lucha contra el fraude fiscal, el Ministerio de Hacienda y Función Pública obligó a los bancos a comunicar todos los movimientos sospechosos que podría realizar una persona. Lo que significa que, aunque la persona que realiza estas operaciones no lo sepa, puede estar siendo investigado por los funcionarios de la administración pública.

Hacienda investigará si se realizan 4 operaciones con dinero en efectivo

Pese a que no es lo habitual ya que el pago con tarjeta se ha implantado como forma mayoritaria, lo que ha significado que cada vez se paga menos con dinero en efectivo, hay personas que prefieren seguir pasando con dinero físico en lugar de con la tarjeta de crédito. Por eso Hacienda ha explicado que hay hasta 4 operaciones que, si se hacen con dinero en efectivo, pueden llegar a ser investigadas por los funcionarios públicos para evitar posibles fraudes fiscales y que se blanquee el capital. 

Pagar con billetes de 500 euros

El primero de los motivos que pueden llevar a la Agencia Tributaria a investigar a un ciudadano es si éste realiza una compra y paga con un billete de 500 euros. Y es que, aunque no se prohíbe su utilización y, por lo tanto, se permite que realicen compras y transacciones con este tipo de billete, Hacienda vigilará al comprador. ¿Por qué? Para determinar que esa operación fiscal es completamente legal y no se trata de un delito. Tanto es así que desde la administración se aconseja no pagar con billetes de 500 euros físicos

Ingresar más de 3.000 euros en el banco

La segunda de las operaciones que Hacienda tacha de “sospechosa” es la de realizar ingresos o cobros en el banco de una gran cantidad de dinero físico. El límite actualmente de este tipo de transacciones es de 3.000 euros, por lo que, si una persona saca del banco o decide ingresar una cantidad igual o superior a los 3.000 euros, la entidad financiera comunicará esta operación a la AEAT. Por lo que sería un motivo para que los funcionarios decidiesen saber el porqué de ese ingreso o cobro.

Realizar ingresos constantes en el tiempo

En tercer lugar se encuentra el hecho de realizar ingresos durante un periodo continuado en el tiempo. Esto significa, por ejemplo, que si una persona ingresa una cantidad de dinero todos los lunes, será puesto en conocimiento de Hacienda y empezará una investigación para saber si se trata de un fraude fiscal o no. En este caso no importa si la cantidad es menor o mayor a los 3.000 euros, sino el tiempo durante el que se ha ingresado un dinero de manera continuada en una cuenta.

Recibir préstamos de más de 6.000 euros

Por último también es importante explicar que el cobro de un préstamo también puede llegar a ser investigado por los funcionarios. Para ello, Hacienda ha impuesto un límite de dinero que se puede cobrar a través de un préstamo, estando situado en los 6.000 euros. Esto quiere decir que, en el caso de que se cobre uno superior a esa cantidad, la Agencia Tributaria pondrá el foco sobre el contribuyente para asegurarse de que se declara en el IRPF.