NoticiasTrabajo logo Oposiciones Policía Nacional: se elimina la estatura mínima para acceder al cuerpo

Oposiciones Policía Nacional: se elimina la estatura mínima para acceder al cuerpo

El ministro, Grande-Marlaska, ha justificado la decisión en el pretendido aumento del número de mujeres en la institución, actualmente del 16%.

Oposiciones Policía Nacional: se elimina la estatura mínima para acceder al cuerpo Agente de la Policía Nacional en la unidades UIP
Javier Martín
Javier Martín
Actualizado a:

Unos centímetros ya no podrán decidir quién es o deja de ser Policía Nacional. El Ministerio del Interior ha anunciado que el sistema métrico deja de ser un factor excluyente para opositar al CNP. Es decir, a partir de ahora no será necesario medir una altura mínima para presentarse. A no ser que se pretenda ingresar a los GEO o GOES (Grupo Especial de Operaciones, la unidad de élite cuyas pruebas de acceso son las más duras) o Unidades de Intervención Policial (UIP) o de las Unidades de Prevención y Reacción (UPR o GOR).

Por tanto, salvo para estos casos mencionados en el que la talla afecta a la operatividad, a partir de la próxima convocatoria de acceso, en 2023, los hombres ya no deberán medir 1,65 metros de altura como mínimo, ni las mujeres superar el 1,60 m. Un cambio que recogerá el nuevo reglamento que se comenzará a debatir en la Dirección General de la Policía en conjunción con las organizaciones sindicales y que se añade al grueso de reducción de requisitos en los últimos años.

No habrá altura mínima para ser Policía Nacional: un empujón para la mujer 

“La actual regulación es más restrictiva para la mujer. Su límite está solo dos centímetros por debajo de la estatura media de las mujeres, mientras que en el caso de los hombres el margen llega hasta los nueve centímetros”, ha justificado el Ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, que pretende aumentar el número de mujeres Policías Nacionales, a quien les perjudica más este requisito.

Según los datos expuestos por Marlaska para sostener sus declaraciones y la incipiente medida, los hombres alcanzan una altura media de 1,76 cm. una vez cumplidos los 18 años, por los 1,61 de las mujeres. Un desequilibrio en cuanto a los requisitos para cada género y cuya eliminación pretende aumentar el algo más del 16% de representación femenina actual, con 11.154 mujeres trabajando en la Policía Nacional. Un cambio que sigue el ‘modus operandi’ de otros cuerpos policiales que no poseen requisitos de altura mínima, como Francia, Italia, Países Bajos, Finlandia, Eslovaquia, Suecia, Noruega, Austria, Irlanda, Reino Unido, Rumanía, Dinamarca y Alemania y que se ha venido reclamando a lo largo del tiempo por generar polémica.

De hecho, el Ministerio de Defensa ya rebajó en 2018 el mínimo de altura de las mujeres de 1,60 metros a 1,55 para ingresar en el Ejército en respuesta a una sentencia del Tribunal Superior de Justicia de la UE de 2017 y de una directiva comunitaria de 2006. Bases sobre la que volvía a insistir el Sindicato Unificado de Policía (SUP) envió el pasado septiembre.

Ser Policía Nacional: una reducción de requisitos progresiva desde 2011

La lista de condicionantes para formar parte de la Policía Nacional ha disminuido. Una sentencia del Tribunal Supremo comenzó anulando el límite máximo de edad, fijado en ese entonces en 30 años, al considerar que atentaba contra la Carta de los Derechos Fundamentales de la UE. Ahora tan solo es necesario tener cumplidos los 18 años y no haber alcanzado la edad máxima de jubilación.

Le siguió el pasado mayo de 2021 la eliminación de sufrir patologías como la diabetes, la úlcera gástrica, la psoriasis, la enfermedad celíaca o algunos tipos de asma. Sin embargo, se incluyó por primera vez la endometriosis, una dolencia ginecológica crónica y benigna sufrida por una de cada diez mujeres, siempre y solo cuando fuera incapacitante, al igual que otros cuerpos como los Mossos d´Esquadra o la Guardia Civil.

La última eliminación como factor excluyente resultó, la semana pasada, la de la ortografía, tras años de quejas de los sindicatos policiales. Hasta ahora, se practicaba un examen en la prueba de acceso en el que había que señalar si las palabras de un listado de 100 estaban escritas de forma correcta o no.