NoticiasTrabajo logo Contrato en prácticas: derechos, obligaciones y modelo | Noticiastrabajo

Contrato en prácticas: todo lo que necesitas saber

El contrato en prácticas permite a trabajadores que han terminado de cursar sus estudios incorporarse a empresas para empezar a trabajar. Es un contrato laboral regulado y avalado por el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE).

Contrato en prácticas

¿Qué es un contrato en prácticas?

Un contrato de trabajo es un acuerdo profesional entre empresa y trabajador. El contrato en prácticas establece este acuerdo con el objetivo de formar y desarrollar el aprendizaje del empleado en el puesto de trabajo objeto del mismo. Este modelo está dirigido a profesionales formados y a garantizar la práctica laboral adecuada a su nivel de estudios.

Características de un contrato en prácticas

Un contrato en prácticas, como cualquier otro, debe formalizarse por escrito. El documento debe constar de:

  • Puesto de trabajo
  • Titulación del trabajador
  • Duración del contrato.
  • Lugar de trabajo. Si es en remoto deberá constar el lugar de realización.
  • Jornada laboral. Horas de trabajo al día, a la semana, mes y año y distribución.
  • Retribución

Una vez formalizado por escrito, la empresa tiene 10 días de plazo para comunicarlo al SEPE.

El contrato laboral en prácticas establece un periodo de prueba que no puede superar:

  • Los dos meses de duración en el caso de que la titulación del trabajador sea de grado superior o certificado de profesionalidad nivel 3.
  • Un mes si la titulación es de grado medio o certificado de profesionalidad de nivel 1 y 2.

Al terminar el contrato, la empresa debe entregar al trabajador un certificado de prácticas que deberá indicar el periodo, el puesto desempeñado y las tareas realizadas.

¿Cuánto tiempo se puede estar con un contrato en prácticas?

La duración de un contrato en prácticas será de 6 meses como mínimo y 2 años de máximo.

Este tiempo es prorrogable dos veces, que no pueden ser inferiores al periodo del contrato inicial de partida, siempre que sea menor a los 2 años.

Si se diera un periodo de baja, el contrato en prácticas quedaría en suspenso, interrumpiendo el cómputo de duración del contrato.  Al llegar al final del contrato, si el trabajador continúa prestando sus servicios, la prórroga de éste se hará de forma automática.

¿Cuánto se cobra por un contrato en prácticas?

La retribución de un trabajador con este tipo de contrato es la fijada por los convenios colectivos para esta modalidad.

La cuantía no podrá ser inferior al 60% del salario fijado para otro trabajador que desempeñe el mismo puesto de trabajo y no tenga un contrato en prácticas, esto durante el primer año. Durante el segundo año este porcentaje sube al 75%.

Si la jornada laboral fijada en el contrato se diera a tiempo parcial, el salario se reducirá en función de las horas trabajadas.

En ningún caso, teniendo en cuenta lo anterior, la retribución de un trabajador en contrato de prácticas no podrá ser inferior al Salario Mínimo Interprofesional.

¿Quién puede tener un contrato en prácticas?

El contrato en prácticas está dirigido a trabajadores con una serie de requisitos:

  • Trabajadores con título universitario, título de formación profesional de grado medio o superior o certificado de profesionalidad.
  • La obtención de su título académico no puede haber sobrepasado los 5 años. En el caso de ser trabajador con discapacidad, este requisito pasaría a 7 años. Esta norma no es aplicable a trabajadores menores de 30 años.
  • El trabajador/a no puede haber sido objeto de contrato laboral más de dos años en la misma empresa, siempre que sea la misma titulación. Tampoco puede contratarse más de dos años en la misma empresa si es el mismo puesto de trabajo, aunque adquiera nuevas titulaciones.

Es obligación del trabajador entregar a la empresa la fotocopia de su título académico para formalizar y tener derecho a un contrato de prácticas.

Las empresas, para poder realizar un contrato laboral de prácticas deben:

  • Ofrecer al trabajador un puesto de trabajo adecuado a su nivel de estudios para poder desarrollar la práctica profesional.
  • Tanto la categoría profesional como las funciones a desarrollar en el puesto de trabajo deben adecuarse a la titulación. No debe ser absoluta esta relación, pero sí debe basar uno o varios de los conocimientos teóricos obtenidos en la titulación.
  • Solicitar la fotocopia del título académico al trabajador que le otorga el derecho a un contrato de prácticas.

Como hemos comentado en el punto anterior, la empresa no podrá contratar a un trabajador en prácticas si previamente ha desempeñado el mismo puesto de trabajo en esta empresa.

Derechos de un trabajador en prácticas

El contrato en prácticas puede extinguirse por ambas partes con un preaviso de 15 días como mínimo, si el contrato estipula una duración superior a 1 año.

Si se incumple este plazo, el trabajador tendrá derecho a una indemnización que equivaldrá al salario que corresponda a los días en que se haya incumplido dicho contrato. Si por el contrario es el trabajador el que no cumple el preaviso de dar por finalizado su contrato, la empresa podrá descontarle 15 días de su sueldo.

Esta modalidad de trabajo no da derecho a indemnización al trabajador cuando se finalizan, pero sí que computan como cotización para cobrar el paro.

Si el trabajador ha finalizado un contrato en prácticas de su duración máxima, 2 años, y continúa trabajando para la empresa en ese mismo puesto, el modelo de contratación pasará a contrato ordinario por tiempo indefinido.

Bonificaciones que reciben las empresas por un contrato laboral en prácticas

Los beneficios que obtienen las empresas que llevan a cabo este tipo de contrato son, sobre todo, reducciones de costes en la contratación de trabajadores. Las bonificaciones son:

  •  Reducción del 50% de la cuota a la Seguridad Social del trabajador por contingencias comunes al contratar a menores de 30 años. Esta edad se incrementa hasta los 35 años si el trabajador tiene un grado de discapacidad de, al menos, el 33%.
  • Reducción del 75% al contratar un trabajador que estuviera realizando prácticas no laborales en el momento de la contratación.
  • Bonificación del 100% de la cuota de la Seguridad social si, además de cumplir uno de los requisitos anteriores, la persona contratada pertenece al Sistema Nacional de Garantía Juvenil.
  • Si la empresa establece el contrato en prácticas como indefinido para un puesto de trabajo concreto, podría beneficiarse de bonificaciones de 500 euros al año, durante 3 años en caso de hombres, y 700 euros en caso de mujeres. Estos importes son a descontar en la cuota de la Seguridad Social.

Modelo oficial de contrato en prácticas

A continuación te dejamos el modelo oficial de contrato en prácticas descargable en PDF:

Modelo de Contrato en Prácticas

Ley que regula el contrato en Prácticas

Las leyes que regula la contratación en prácticas:

  • Articulo 11.1 del Real Decreto Legislativo 2/2015, de 23 de octubre, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley del  Estatuto de los Trabajadores.
  • Real Decreto 488/98, de 27 de marzo, por el que se desarrolla el artículo 11 del Estatuto de los Trabajadores en materia de contratos formativos.
  • Ley 3/2012, de 6 de julio, de medidas urgentes para la reforma del mercado laboral.