NoticiasTrabajo logo ¿Qué pasa si me vacunan teniendo Covid-19? Los expertos lo explican

¿Qué pasa si me vacunan teniendo Covid-19? Los expertos lo explican

En caso de estar infectado es necesario esperar un tiempo para recibir la inoculación de la vacuna para evitar posibles efectos secundarios.

¿Qué pasa si me vacunan teniendo Covid-19?
Javier Martín
Javier Martín
Actualizado a:

Mientras la vacunación avanza a paso firme, continúan surgiendo dudas. Una de las primeras preguntas realizadas por los sanitarios implicados en el proceso a los vacunados es si has pasado la enfermedad o crees que la tienes. Sin embargo, la posibilidad de ser asintomático y tener el virus sin saberlo nos hace preguntarnos: ¿Qué pasa si me vacunan teniendo Covid?

La recomendación oficial es clara: no hay que vacunarse, para no transmitirlo, si se tienen síntomas de Covid-19. Concretamente, el Centro español para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) indica que, en ese caso, “deben esperar para vacunarse hasta haberse recuperado de la enfermedad y hasta que reúnan los criterios para suspender el aislamiento”.

La misma referencia para los asintomáticos, en caso de saberlo, y para los que se enferman de coronavirus antes de recibir la segunda pauta de la vacuna. En ambos supuestos “deben esperar hasta que reúnan los criterios para vacunarse”, y decidir, dependiendo de la edad, si deben recibir uno o dos dosis. La normal nacional es que se administrará uno si han pasado de los fabricantes que requieren dos cuando hayan transcurrido seis meses de que hayan superado el coronavirus.

¿Qué pasa algo si me vacunan con COVID?

“No pasa nada”, según la inmunóloga Carmen Álvarez - Domínguez, en caso de que nos inoculen los anticuerpos del coronavirus y no sepamos que lo tengamos. Lo único que puede ocurrir, explica, es que suframos con mayor incidencia los posibles efectos secundarios que son relativamente comunes en la gran mayoría de la población: “En algunas vacunas la reacción a la segunda dosis es un poco más fuerte que la primera y para los infectados su primera inyección les podría provocar directamente un poco más de reacción. Pero ningún síntoma nuevo o más peligroso, simplemente los mismos síntomas con un poco más de intensidad”. Es decir, algo más de fiebre, dolor de cabeza, malestar general o dolor muscular, pero “nada que no pase en 72 horas”, tranquiliza Álvarez. 

A pesar de que no existen estudios médicos específicos al respecto, el Imperial College of Science, Technology and Medicine no encuentra razón científica alguna para creer que recibir la vacuna estando infectado empeore, ni tampoco la calidad de la pauta de inoculación, ni, asimismo, el proceso de recuperación de la enfermedad. Sin ir más lejos, desde esta organización se asegura que, de darse este supuesto, existe una alta probabilidad de que se acelere la respuesta inmunitaria, previniendo un Covid grave.

Aunque para ello, como también indica Álvarez - Domínguez, su efecto “depende cuando se haya infectado. La inmunidad necesita unos 14 días para empezar a producir células del sistema inmune que reconozcan al antígeno contra el que nos vacunamos y 21 días para generar las llamadas células de memoria. Por eso hay que esperar al menos 21 días para la segunda dosis, para que el proceso del sistema inmunológico se haya completado”.