NoticiasTrabajo logo Estos son los trabajadores que podrán cobrar 2.800 euros en la pensión de jubilación en 2022

Estos son los trabajadores que podrán cobrar 2.800 euros en la pensión de jubilación en 2022

La Seguridad Social establecerá una pensión de jubilación máxima de 2.829,19 euros mensuales para todos aquellos que hayan cotizado el máximo.

Estos son los trabajadores que podrán cobrar 2.800 euros en la pensión de jubilación en 2022 La Seguridad Social otorga una cuantía máxima de 2.800 euros para la pensión contributiva de jubilación en 2022.
Isabel Gómez
Isabel Gómez
Actualizado a:

Las pensiones contributivas son un tema que afectan a millones de trabajadores en España. La Seguridad Social establece que para 2022 las cuantía máxima a cobrar por parte del Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) será de 2.829,19 euros al mes, siempre que los pensionistas jubilados cumplan los requisitos que se detallan más adelante.

A pesar de la subida generalizada de precios, con un IPC a 9,80% que aprieta al poder adquisitivo, los mayores, por el momento, son los únicos que no lo perderán. La reforma de la ley de la Seguridad Social por el ministro Escrivá liga todas las pensiones contributivas a la subida de precios en el presente año. 

Con un incremento del 2,5% en dichas pensiones, la cuantía mínima de esta modalidad para 2022 ha aumentado entre 10 y 59 euros, según la clase de pensión y las circunstancias personales de cada contribuyente. Concretamente, el importe a recibir para los mayores con cónyuge a cargo quedará en 890,5 euros al mes en 14 pagas, la unidad económica unipersonal en 721,7 euros mensuales y la que presente un cónyuge pero sin estar a cargo, 685 euros al mes. Pero, ¿qué deben hacer los trabajadores para conseguir la cuantía máxima?

Requisitos para alcanzar la pensión máxima de jubilación en 2022

Alcanzar la pensión máxima de jubilación en España no requiere de condiciones muy complicadas. La Seguridad Social es el ente encargado de poner los requisitos para que los trabajadores tengan una buena paga al llegar a la vejez. A continuación, se detallan quiénes son los contribuyentes que podrán cobrarla:

En primer lugar, es necesario haber cotizado un mínimo de 15 años, dos de los cuales deben ser inmediatamente anteriores a la jubilación. Sin embargo, con este periodo tan escaso de jubilación, los beneficiarios solo podrán acceder al 50% de la cuantía.

Si lo que se quiere alcanzar es el 100% de la pensión contributiva, será obligatorio que los mayores hayan cotizado un total de 37 años y seis meses o más, un requisito que se aplicará para jubilarse a los 65 años. La Ley del INSS indica que para alcanzar la edad legal de jubilación, a los 66 años y dos meses, no hará falta haber cotizado todos esos años mencionados.

Por último, hay que reseñar que acceder al 100% de la jubilación, no implica que se alcancen los 2.819,19 euros mensuales. Para ello, se necesita contar con la base de cotización más alta durante los últimos 25 años anteriores. En este 2022, se tendrán en cuenta los últimos 25 años de cotización con el fin de calcular la pensión, concretamente, se valorarán las bases de cotización de los últimos 300 meses. La suma se dividirá por 350, es decir, el número de meses más las pagas extra de los últimos 25 años.

La pensión de jubilación máxima en España en 2022 será la misma, a pesar del IRPF

El sistema de pensiones en España refleja el carácter contributivo y solidario que posee. Parte de lo que aportan las rentas más altas cuando presentan su declaración del IRPF del ejercicio anterior se destina a financiar a las pensiones más bajas.

A pesar de este sistema, todos los jubilados que hayan cotizado a la máxima y su nivel de rentas sea muy alto, nunca podrán cobrar más de la cuantía más alta fijada. Esto quiere decir que, sea cual sea su nivel de rentas, su pensión de jubilación nunca será superior a los 39.468 euros anuales, repartidos en 14 pagas.

Hacienda se lleva más porcentaje en 2022

En este año ha subido el importe bruto mensual de dicha ayuda. Si la máxima cuantía que se recibía en 2021 era de 2.707 euros mensuales, en este año se ha subido en 111,69 euros más. También lo ha hecho el importe líquido total, es decir, lo que se percibe finalmente en la cuenta del banco. Si antes era de 2.172,49 euros, ahora ha subido un 63,12 euros más. 

Esa diferencia radica en que el Gobierno ha subido la cuantía mensual de la pensión en función del IPC y también la retención sobre el IRPF, casi un punto porcentual en las pensiones contributivas máximas.