Pensiones

La Seguridad Social avisa a los pensionistas sobre cómo aumentar su pensión de jubilación: hasta 100.000 euros

La Seguridad Social recuerda que retrasar la edad de jubilación tiene premio. Estas son las opciones que ofrece y cómo aumentaría nuestra pensión mes a mes.

La Seguridad Social avisa a los pensionistas sobre cómo aumentar su pensión de jubilación
pensión de jubilación
Francisco Miralles
Actualizado a:

Al final de la vida laboral de un trabajador, éste busca que su pensión sea lo más alta posible. El Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) que es el encargado de gestionar las pensiones en España, ha recordado que los profesionales que decidan demorar su jubilación serán premiados pudiendo aumentar su pensión en unos 20.000 euros de media.

Aunque ahora la Seguridad Social ha dado el recordatorio a través de la red social Twitter, lo cierto es que ya lo anunció hace unos meses tanto el ministro de la Seguridad Social, Jose Luis Escrivá, como el secretario de Estado de la Seguridad Social y Pensiones, Israel Arroyo. Este tipo de jubilación se le conoce como pensión de jubilación demorada o alargar de forma voluntaria la contribución al régimen contributivo español.

Solo el 2 % de los trabajadores en activo deciden acogerse a este tipo de pensión. Las personas que más se acogen son, trabajadores con rentas bajas que buscan en sus últimos años engordar la pensión y poder obtener la bonificación en forma de cheque o cobrarlas mes a mes.

Cómo aumentar la pensión de jubilación

La Seguridad Social explica que existen dos formas de cobrar esta bonificación, pero es necesario cumplir con ciertos requisitos. Estas condiciones son no tener cumplidos más de 70 años y haber cotizado lo mínimo para acceder a la pensión contributiva, es decir, 15 años de cotizaciones a la Seguridad Social.

La primera forma de cobrar la bonificación por el retraso de la jubilación es ofrecer a los trabajadores cobrarla mes a mes. En otras palabras, el futuro pensionista jubilado verá cómo su pensión es incrementada mes a mes.

Otra manera es cobrarla de golpe en forma de cheque. El trabajador al llegar al final de su vida laboral y comenzar a cobrar la pensión de jubilación recibirá por parte de la Tesorería General de la Seguridad Social (TGSS) un cheque con la bonificación.

El INSS apunta que aunque la media de estas bonificaciones están en torno a los 20.000 euros, aseguran que hay quienes han llegado a cobrar hasta 100.000 euros si han demorado el retiro más de 10 años.

Otras formas de mejorar la cuantía en la pensión de jubilación

La Seguridad Social recoge varios tipos de bonificaciones e incentivos a trabajadores que quieran seguir más tiempo trabajando aún teniendo la edad legal de jubilación.

Cheque de 12.000 euros

Los trabajadores que tras haber alcanzado la edad ordinaria de jubilación (65 años de edad y cotizados 37 años y 6 meses) y sigan trabajando y cotizando, obtendrán un complemento económico. Sí llegan a alcanzar los 44 años y seis meses de cotización por la base máxima para la pensión de jubilación, obtendrán un complemento de 12.000 euros.

Aumentar la cuantía en un 4 % por año completo cotizado

Cada año que los trabajadores decidan retrasar la edad legar de jubilación recibirán una bonificación en la pensión del 4 % por cada año, éste comenzará a contar desde que se cumplió la edad de jubilación. Una vez el pensionista decida retirarse, la Seguridad Social aplicará el porcentaje adicional y lo devengará por las pagas de la pensión de jubilación contributiva, aumentando así, la cuantía que se cobra mes a mes.

Una cantidad de golpe por cada año completo cotizado

Los años desde que se cumple la edad de jubilación hasta que decide retirarse tendrá premio. La cuantía variará pudiendo llegar hasta los 880 euros por año. Esta es la fórmula para calcularlo:

  • Si se han cotizado menos de 44 años y seis meses: se hará un pago único de 800 euros, teniendo una pensión inicial de 500 euros al año.
  • Si se han cotizado, al menos, 44 años y seis meses: la cuantía se incrementa un 10 %, por tanto, se efectuaría un pago único de 880 euros, con una pensión inicial de 500 euros anuales.
ARCHIVADO EN: