NoticiasTrabajo logo Mu, la variante del Covid que ya ha llegado a España

Mu, la variante del Covid que ya ha llegado a España

La nueva cepa Mu del coronavirus es considerada de “interés” por la OMS. Procede de Colombia, sería resistente a las vacunas y ya se han detectado casos en el país.

variante mu coronavirus
Javier Martín
Javier Martín
Actualizado a:

La variante Mu del coronavirus enciende la luz de alerta. La primera en causar preocupación fue la Alfa (británica), el pasado invierno. Más de puntillas pasaron por el radar sanitario la sudafricana y la brasileña. Posteriormente, la Delta, la que se lleva la palma y la gran causante de la quinta ola de este verano a pesar de lo avanzado del proceso de vacunación. 

La Mu, registrada en Colombia en enero de 2021, es la última en llamar la atención de los expertos sanitarios. Desconocida todavía para la gran mayoría de la población, es una de las grandes responsables de la mayoría de las infecciones por coronavirus en el país sudamericano, con el 39%, según las autoridades colombianas. Se ha extendido a paso lento pero firme sobre otros países del continente y también a Estados Unidos, para acabar desembarcando en Europa. 

En España, aunque el Ministerio de Sanidad la cita levemente sin profundizar en sus peculiaridades, ya se han detectado más de una decena de casos. Sin embargo, la Organización Mundial de la Salud (OMS), que la puso en el mapa al bautizarla como “variante de interés”, aún ha catalogado su peligro de incipiente en el continente europeo ya que representa el 1% de casos mundiales.

Estas son las variantes del Coronavirus

Alfa (B.1.1.7, detectada por primera vez en Reino Unido), Beta (B.1.351, en Sudáfrica), Gamma (P.1, en Brasil) y, especialmente Delta (B.1.617.2, detectada originalmente en India) son las variantes que mayor peligro representan en la actualidad.

A estas letras del abecedario griego con las que la OMS está bautizando las distintas cepas del SARS-CoV-2 para evitar asociarlas con un país las considera como variantes de preocupación. Esto es, con capacidad para ser más transmisibles, virulentas e inmunoresistentes.

La Mu (B.1.621) sería la variación que más preocupa y la más cercana al anterior colectivo dentro del grupo de variantes de interés por tener ciertos genomas similares a la Delta. Aquellas que hay que tener bajo la lupa pero que aún no representan por sí mismas un peligro de consideración para la salud mundial.

Síntomas de la variante Mu del Covid-19

Aunque aún no se le conoce a fondo, el Ministerio de Sanidad alerta de “mutaciones compatibles con aumento de la transmisibilidad y escape a la respuesta inmune frente a variantes previas”. Es decir, podría ser más contagiosa de lo normal y resistente a las vacunas que se están inoculando en todo el planeta y que, por el momento, funcionan. En ello tendría mucho que ver que comparta genomas con la variante Delta.

En cuanto a sus síntomas, también son aún incógnita, aunque algunos se atreven a aventurarlos: “Es muy probable que en la medida en que estemos todos vacunados, las nuevas variantes generen cuadros respiratorios más altos, más parecidos a un resfriado o a una gripe y sin tanto compromiso pulmonar”, explica el infectólogo Ignacio Silva.

Otros especialistas en infecciones como el chileno Javier Tinoco, afirma que “la variante Mu puede producir síntomas muy similares a lo que ya conocemos por otras variantes antes descritas, es decir, fiebre, malestar general dolor de garganta, pérdida del olfato o del gusto, tos, dificultad respiratoria y otros síntomas atribuibles a cualquier virus respiratorio”.