NoticiasTrabajo logo ERE Vodafone: reduce las salidas a 409 pero mantiene los despidos forzosos para 53 personas

ERE Vodafone: reduce las salidas a 409 pero mantiene los despidos forzosos para 53 personas

La negociación entre los sindicatos y los representantes de la operadora británica ha conseguido reducir en 33 el número de empleados en la puerta de salida. El 31 de enero, fecha tope para consumar el ERE.

ERE Vodafone: reduce las salidas a 409 pero mantiene los despidos forzosos para 53 personas Así es el nuevo ERE que va a llevar a cabo Vodafone
Javier Martín
Javier Martín
Actualizado a:

Vodafone adelgaza la talla inicial de su Expediente de Regulación de Empleo (ERE). Si las últimas cifras hablaban de 442 salidas de la compañía con sede en Reino Unido, la última negociación llevada a cabo entre los directivos de la cúpula empresarial y los sindicatos reducirá a 409 las bajas de sus empleados. Esto es, un 7,4 % menos. Ahora 33 conservarán su trabajo.

El ERE, que la empresa justifica en la implantación en el mercado de las tarifas ‘low cost’ y la digitalización que obliga a reducir plantillas, contempla 53 despidos forzosos y, además, 75 prejubilaciones, dos de ellas forzadas. 37 salidas han sido cortadas por el momento, debido a que muchos de estos trabajadores se encuentran con la opción de recolocarse en otros puestos de la compañía. 

Otro método de ahorro ya adelantado, el de trabajar a través de distribuidoras externas, se ha puesto en funcionamiento esta semana. Esto ha supuesto un primer adiós de 230 trabajadores, con el grueso restante con el 31 de enero de fecha tope para consumar el resto. Los sindicatos, por su parte, tratarán de retrasarla todo lo posible en el tiempo con la esperanza de aumentar la recolocación y reducir aún más el número de salidas.

ERE Vodafone: indemnización de 50 días por año trabajado

Los empleados afectados por el ERE de Vodafone, siguiendo las líneas maestras que el que se llevó a cabo en 2019, tendrán derecho a una indemnización de 50 días por año trabajado con un máximo de 33 mensualidades. Habrá un bonus de 6.000 euros para los que cobraban menos de 30.000 euros brutos.

Los prejubilados se marcharán de la operadora con rentas equivalentes al 85 % del salario fijo. A esto habrá que sumarle un 50 % de la retribución variable, siempre en un de entre cinco y siete años en función de su edad. También una revalorización del 1 % y un convenio especial con la Seguridad Social.

Por su parte, aquellos que no forme directamente parte de las sucursales de Vodafone y firmen de forma voluntaria el ERE deberán esperar seis meses para poder firmar otro contrato con alguna empresa de la competencia, recibiendo tres meses del salario regulador. También, explican los sindicatos, el plan de recolocación, en el que se podrá incluir a los cónyuges en paro, durará 12 meses como mínimo para tratar de alcanzar el 100 % de efectividad.

El cuarto ERE de Vodafone en dos años

No es el primer ERE que practica la compañía británica en la última década. Concretamente, ha realizado cuatro que han significado la salida de más de 3.000 trabajadores. Tampoco es el único en la competencia, ya que Orange pactó recientemente la salida de 400 empleados y Telefónica perfila un plan de salidas voluntarias descargadas de la Seguridad Social de cerca de 2.500 trabajadores mayores de 54 años.

Todos ellos convergen en la misma causa: el modelo regulatorio que implanta la Unión Europea, a la que se reclama que permite fusiones y obligue a pagar por el tráfico a los grandes tiburones. Desde que el sector tocara techo a finales del siglo XX, la Comisión Nacional de los Mercados de la Competencia (CNMC) cifra en 40.000 la destrucción de empleo.