NoticiasTrabajo logo El caballo Peyo ayuda a detectar el cáncer y a sanar a los pacientes

Terapia con animales

El caballo Peyo ayuda a detectar el cáncer y a sanar a los pacientes

Son muchos los beneficios que aportan los animales, y en el caso de pacientes enfermos, sus ventajas aumentan aún más.

Caballo Peyo
Gema Fernández
Gema Fernández
Actualizado a:

¿Podría un animal llegar a detectar un cáncer? Parece una hazaña imposible, pero el caballo Peyo la realiza como si de una acción habitual se tratase. 

Sucedió en el hospital de Calais, una pequeña ciudad del norte de Francia, donde el caballo Peyo participa en sesiones de terapia asistida en la Unidad de Cuidados Paliativos Séléne. Es muy común utilizar a este tipo de animales para tratar diferentes dolencias como el cáncer, ya que los resultados en pacientes son muy positivos, tanto a nivel psicológico, como en cuidados paliativos.  

Este caballo era utilizado en espectáculos de doma, pero muy pronto su entrenador se dio cuenta de que el animal no era como el resto, y de que tenía un don: Peyo reconocía las enfermedades en algunas personas, ya que a la gente sana no se acercaba.

Los expertos asesoraron a su entrenador y le transmitieron la noticia de que el animal tenía una especie de autismo y, que de alguna misteriosa forma, podía detectar los tumores en las personas. Una increíble habilidad, que muy pronto fue aprovechada en este hospital de Francia.

En esta imagen se muestra a Marion, una joven de 24 que padece cáncer, y que se muestra junto a su hijo, Ethan. El caballo Peyo acompaña a los pacientes en los momentos más duros de la enfermedad, y les aporta un respiro en su duro camino durante el tratamiento.

El caballo indica la habitación en la que quiere entrar, y se puede pasar hasta horas junto a las personas dándole compañía y apoyo. Aunque en la comunidad médica, el diagnóstico de autismo en los animales no está muy contemplado; muchos expertos creen que esta posibilidad es inexistente. 

Por eso, algunos especialistas tratan esta habilidad de Peyo, como un ‘’comportamiento disfuncional’’. En el hospital de Calais númerosos pacientes aseguran sentirse mucho mejor después de la visita de este animal: no solo les ayuda a nivel emocional y psicológico, sino que, también, es un bien para su salud en general.

En esta imagen Peyo se hizo conocido gracias al famoso concurso de fotoperiodismo ‘World Press Photo of The Year’. El jurado se conmovió ante esta fotografía, que responde al título de ‘Doctor Peyo y Mister Hassen’, y que muestra cómo es una sesión de terapia con animales

Sin duda, la terapia con animales en personas enfermas es un método muy positivo, que aporta grandes beneficios para su recuperación y su mejor tratamiento.

¿Por qué los animales ayudan en la recuperación de algunas enfermedades? 

En el caso de convivir con un gato o un perro, muchas veces el dueño se habrá dado cuenta de que estos animales tienen un sexto sentido para percibir el estado de ánimo de las personas. 

Su alta intuición y sensibilidad les da esta capacidad tan especial para saber cómo se siente la gente que les rodea. Por ejemplo, los perros guía son un caso destacado de cómo un animal puede ser útil en la vida de una persona con discapacidad. 

Además, existen muchos casos de niños o adultos con autismo, donde realizar actividades con animales, ya sea caballos u otro tipo de animal doméstico, es muy favorable para su mejor desarrollo, tanto psicológico como personal. 

Son un gran refuerzo, porque por un lado, el cuidado de un animal requiere una serie de atenciones básicas, como es dar un paseo, tema de alimentación y otros cuidados, y por otro, tener al cargo, un perro por ejemplo, brinda compañía y resta soledad a las personas. 

En el Hospital 12 de Octubre de Madrid hay un proyecto denominado ‘Huellas de Colores’ que ha demostrado la alta eficacia de las terapias con perros en los menores hospitalizados. Es un proyecto que se centra, sobre todo, en reducir el nivel de ansiedad y reducir el dolor en estos pacientes, además de mejorar el estado de ánimo. 

Otro estudio publicado por la ‘Journal of Community and Supportive Oncology’ demostró los grandes resultados que los pacientes sometidos a quimioterapia obtuvieron tras varias sesiones con animales. Unos resultados, que se encuentran apoyados por varios estudios científicos, y que sin duda respaldan todos los beneficios que aportan la terapia con animales.