NoticiasTrabajo logo Así será la nueva Selectividad: más homogénea y práctica

Así será la nueva Selectividad: más homogénea y práctica

El Ministerio de Educación plantea una nueva prueba de acceso a la universidad para el curso 2022-2023 que priorice menos los contenidos y similar a los exámenes de PISA.

Así será la nueva Selectividad: más homogénea y práctica El Ministerio de Educación se fija en otros países para cambiar la Selectividad
Javier Martín
Javier Martín
Actualizado a:

Una Selectividad o EvAU o más homogénea y práctica. Así lo pretende el Ministerio de Educación y Formación Profesional encabezado por Pilar Alegría, que pretende dar un vuelco a un sistema de educación que desde el seno del Gobierno de España se considera anquilosado. Su punto de partida será una nueva prueba de acceso a la universidad que sea similar a nivel autonómico y no esté tan focalizada en los contenidos.

Para comenzar a instaurar esta nueva forma de aprender, basada en demostrar en lugar de reproducir, Educación ha recabado informes del resto de países europeos y tomando como ejemplo, sobre todo, las pruebas Pisa. Un examen estandarizado internacionalmente que realiza Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) para evaluar los sistemas de educación de los distintos países en materia de lectura, matemáticas y ciencias.

Desde el Ministerio que dirige Alegría lleva establecido como prioritario un ‘clic’ necesario para dotar de mayor coherencia la enseñanza a todos los niveles educativos, desde Infantil hasta Bachillerato, y que tendrá a las competencias como eje central en lugar del almacenamiento masivo, por así decirlo. El objetivo es la “comprensión profunda” de las cuestiones y que tengan capacidad para “movilizar conocimientos de una forma mucho más interdisciplinar”, afirma Educación

La nueva Selectividad: enseñanza competencial a partir del próximo curso 2022-2023

El cambio de metodología que constituye el núcleo de la reforme educativa dará su pistoletazo de salida ya el próximo curso, el correspondiente a 2022-23. Viene a reforzar también la pretendida homegeneización de la prueba de acceso a la universidad, algo que dificulta el nuevo contexto, donde la diversidad del qué y cómo del aprendizaje en cada centro no es la misma.

Los nuevos currículos, la normativa que regula cómo deben impartirse y evaluarse las asignaturas y que elaboran el Ministerio y las autonomías, y el laxo reparto de competencias que establece la ley educativa permite a los centros educativos fijar por su cuenta un porcentaje de horarios y contenidos. En Cataluña, por ejemplo, estos deciden qué se hace en un 20% de su horario.

Esta creciente diversificación, que dificulta esa meta que se persigue, podría ser canalizada con una Selectividad basada en el examen competencial, y que ya elaboran el Ministerio de Educación y el de Universidades, además de la conferencia de rectores, la CRUE, el organismo que reúne a los responsables de las 50 universidades públicas y las 26 privadas, en una comisión específicamente creada para ello.

¿Cómo será la nueva Selectividad?

Como define Ana Remesal, profesora del área de Psicología Evolutiva y de la Educación de la Universidad de Barcelona, a ‘El País’, la intención es sustituir el conocimiento declarativo, “en el que se pide al alumno que exprese en palabras aquello que sabe sin ir más allá de una definición, la identificación de una fórmula o un algoritmo”, por uno más demostrativo, en el que el alumno evidencie, analice e interprete las pruebas mediante las competencias adquiridas.

La evolución por competencias, según Remesal, persigue “alcanzar una transdisciplinariedad en el mismo examen”. En otras palabras, que sea debido relacionar conocimientos de diferentes disciplinas para aprobar ese examen. Más que llenar al alumno de conocimientos, en definitiva, que los procese y los entienda para posteriormente ejecutarlos.

¿Cuándo comenzará el nuevo modelo de enseñanza competencial?

Para ello, esta nueva modalidad de enseñanza comenzará a impartirse en los cursos impares de Infantil, Primaria, Educación Secundaria Obligatoria (ESO) y Bachillerato, y se extenderá a los cursos pares un año más tarde. De hecho, como ha avanzado el propio Ministerio de Educación, los estudiantes que comiencen primero de bachillerato este próximo mes de septiembre ya se examinarán con la nueva Selectividad, en 2024.