Pensiones

Tabla de retenciones IRPF en las pensiones de jubilación para 2023

Hacienda explica que la pensión de jubilación se considera rendimientos de trabajo. Con la nueva reforma fiscal, se tendrá que realizar la declaración del IRPF a partir de los 15.000 euros.

Tabla de retenciones IRPF en las pensiones de jubilación para 2023
Pareja de jubilados haciendo la declaración de la renta en Hacienda.
Isabel Gómez
 

Hace unas pocas semanas, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, avisó que el próximo enero iba a estar repleto de nuevas medidas y anunció un nuevo paquete de reformas fiscales. Por lo que los pensionistas que cobran una pensión de jubilación de la Seguridad Social, se preguntan si sus pensiones contributivas se verán afectadas y cuáles van a ser tabla de retenciones de IRPF en 2023.

Cabe mencionar que al igual que en el cálculo de la retención de este impuesto se tienen en cuenta los ingresos y la situación personal y familiar, para la pensión va a ser lo mismo. Esto significa que para saber por lo que tributa la jubilación hay que tener claro que lo hace del mismo modo que si fueran rendimientos de trabajo. Así se recoge en el artículo 17 de la Ley del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas.

Como apuntan desde ABC, Hacienda ya ha avisado de que esta nueva rebaja fiscal “no está pensaba para los pensionistas.” La razón no es otra que la garantía que les pretende garantizar el Gobierno de España de su poder adquisitivo mediante la revalorización de la cuantía conforme al IPC “en torno a un 8,5%.”  Aun así, si se está en la renta de entre los 15.000 y los 21.000 euros anuales, sí que se va a ver beneficiado por la mejora de la reducción aplicada a este tramo. 

Tabla de retenciones del IRPF de la jubilación en la próxima declaración de la Renta

Actualmente, hay una serie de tipos de retención mínimos que van a depender del nivel de ingresos que supone la pensión de jubilación y que los recoge la plataforma especializada en materia tributaria, TaxDown. No hay una sola tabla en cuanto a retenciones de este gravamen. 

Existe una tabla estatal que se concretará cuando se aprueben los Presupuestos Generales del Estado en 2023 y entren en vigor a partir del 1 de enero. Sin embargo, hay otra autonómica. Desde NoticiasTrabajo, se va a poder el foco en Madrid, ya que es una comunidad autónoma que ha dado a conocer cuáles serán sus nuevos tramos para la renta 2022-2023 tras la deflactación del IRPF. Corresponde con la siguiente:

  • Primer tramo: comprenderá los primeros 12.960 euros anuales y tendrá un gravamen del 8,5%. La cuota íntegra, antes de deducciones o bonificaciones, será de cero euros.
  • Segundo tramo: de los 12.960,46 euros a los 18.433,19 euros anuales y tendrá un gravamen del 10,70%. La cuota íntegra será de 1.101,63 euros.
  • Tercer tramo: de los 18.433 a los 34.360,49 euros anuales y tendrá un gravamen del 12,8%. La cuota íntegra será de 1.972,35 euros.
  • Cuarto tramo: de los 34.360,50 euros a los 55.601,89 euros anuales y tendrá un gravamen del 17,40%. La cuota íntegra será de 4.398,14 euros.
  • Quinto y sexto tramo: irán a partir de los 55.601,90 euros anuales y tendrá un gravamen del 20,5%. La cuota íntegra será de 9.674,72 euros.

Tabla de rentenciones del IRPF 2023 en Madrid

A nivel estatal, en el Libro Amarillo del proyecto de Ley de los PGE 2023, se especifica que en el IRPF los ingresos por rentas de trabajo registrará un aumento del 11,1%. Una cifra que asciende hasta los 105.040 millones de euros. Como se especifica, “las rentas de trabajo y otras sujetas a retención, que son su principal componente, aumentaron un 8,5%, casi cuatro puntos más que en el conjunto de 2021.” Como la pensión de jubilación tributa por estas rentas, es estima que el Estado se embolse en sus arcas ese porcentaje en la declaración de la renta de los jubilados el próximo año.

¿Qué es la deflactación del IRPF?

No se traduce en una bajada. Consiste en aumentar los tramos de ese impuesto para ajustarlos a la inflación. En otras palabras, que si a alguien le suben el sueldo por la subida del IPC no termine pagando más.

¿Cómo afectará la rebaja fiscal a los pensionistas?

Se estima que la rebaja fiscal beneficie en mayor parte a los que cobran una pensión mínima. Aquellos que tengan unas rentas entre 15.000 y 21.000 euros sí que verán bajar su tributación gracias a esta medida. Según las estimaciones anunciadas por Hacienda a través de un ejemplo, un pensionista jubilado de más de 65 años que tenga una nómina de 16.500 euros al mes, se beneficiará de un ahorro fiscal de 698 euros en la próxima declaración.

La cosa cambia cuando se cobra la pensión máxima de jubilación. Según apuntan desde ABC, si en este año la Agencia Tributaria ya se quedó con la mitad de la subida de 370.000 personas que cobrarán la cuantía máxima, el incremento de más del 8% como revalorización de la pensión para este año, se espera que se produzca un “sobrecoste fiscal para ellos”.

ARCHIVADO EN: