NoticiasTrabajo logo Pensión de Orfandad: guía completa para 2021

Pensión de Orfandad: guía completa para 2021

Estos son todos los datos que hay que conocer para solicitar la pensión de orfandad en este año 2021.

Pensión de Orfandad: guía completa para 2021 Guía completa sobre la pensión de orfandad
Diego Fernández
Diego Fernández
Actualizado a:

La pensión de orfandad es una prestación que ofrece el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) para aquellos hijos de personas que hayan fallecido y sean causantes de esta cuantía económica al haber cotizado un mínimo de años como trabajador a la Seguridad Social. Pero no solo eso, sino que, si el fallecido estaba casado durante un tiempo inferior a dos años, los hijos del cónyuge superviviente también podían tener acceso, siempre y cuando estuvieran a cargo del fallecido. 

En relación a la posibilidad de cobrar esta prestación contributiva, la Seguridad Social establece que los hijos de los fallecidos tienen que cumplir con una serie de condiciones para poder adquirirla. Y cabe destacar que no se trata de una cuantía que se cobra de manera indefinida, sino que tienen una fecha marcada como final de cobro por parte del INSS. 

A continuación se van a detallar todos los datos que son necesarios para poder solicitar esta pensión de orfandad. Explicando las cuantías que se destinan para los beneficiarios, los requisitos que deben cumplirse para su cobro mensual y, además, los pasos que se deben dar dentro de la Seguridad Social para poder solicitarla y ser beneficiario de una de estas prestaciones contributivas. 

¿Quiénes pueden ser los beneficiarios de la pensión de orfandad?

Este tipo de pensión está destinada a los hijos del beneficiario o los descendientes de su cónyuge superviviente, siempre que llevasen casados menos de dos años y dependieran económicamente del fallecido. Pero no solo eso, sino que, dentro de ese aspecto hay que diferenciar dos aspectos, por un lado, está destinada a los hijos que sean menores de 21 años, pero, por otro, también puede tener acceso los mayores de dicha edad siempre que presenten una de estas causas: 

  • Incapacidad permanente absoluta o de gran invalidez.
  • No estén trabajando.
  • Tengan ingresos inferiores al Salario Mínimo Interprofesional, que en este momento está establecido en los 965 euros al mes. 
  • Si cumple 25 años durante el curso escolar que está cursando. 

Requisitos para obtener la pensión de orfandad

Para poder acceder a este tipo de pensión de orfandad y comenzar a cobrarla por parte del Instituto Nacional de la Seguridad Social, es necesario acreditar que se cumplen una serie de requisitos mínimos imprescindibles. Aunque es importante apuntar que no solo será necesario que el hijo cumpla con unas condiciones específicas que detallan desde la Seguridad Social, sino que el fallecido también habrá debido de cumplir una serie de requisitos únicos para su factor como antiguo trabajador, estos requisitos, por partes, son:

Requisitos necesarios del hijo beneficiario

En primer lugar, sobre los requisitos que debe cumplir el hijo del fallecido causante de esta pensión es tan sencillo como encontrarse en una de las dos situaciones citadas anteriormente. Esto es, por un lado debe ser de tener menos de 21 años cumplidos, aunque esta ayuda se puede ampliar hasta los 25 años siempre y cuando el descendiente se encuentre en una de las situaciones especificadas en el apartado anterior. 

Por otro lado cabe destacar, con respecto a esto, que se podrá cobrar, de manera indefinida, siempre y cuando el hijo presente un grado de incapacidad permanente que sea catalogado como absoluto o de gran invalidez. Lo que le haya conllevado a abandonar la vida laboral de manera prematura debido a la dificultad para llevar cualquier actividad básica debido a su alto grado de discapacidad. 

Requisitos necesarios por parte del fallecido

Por otro lado se encuentran los requisitos mínimos que se deben presentar por parte del trabajador fallecido. Cabe destacar que todos ellos irán destinados a la cobertura de un período mínimo de cotización, pero esto será importante siempre y cuando la causa del fallecimiento haya sido una enfermedad común o un accidente no laboral, siendo estas condiciones: 

  • Estar en situación de alta en el INSS habiendo cotizado 500 días dentro de los 5 años inmediatamente anteriores al fallecimiento.
  • Si no se está dado de alta en la Seguridad Social, será necesario acumular un tiempo mínimo de 15 años cotizados al organismo público. 

Por el contrario, si la causa de la muerte es un accidente de trabajo o una enfermedad profesional, no será necesario presentar ningún tipo de cuantía mínima cotizada al Instituto Nacional de la Seguridad Social. Pero no solo esto, sino que tampoco es necesario presentar un tiempo mínimo cotizado cuando el fallecido estuviese cobrando una pensión de incapacidad permanente o una pensión de jubilación.

Cuantías de la pensión de orfandad

Otro de los puntos que es importante destacar es la cuantía que se va a entregar del INSS a los hijos beneficiarios. La Seguridad destaca que no hay una cantidad de dinero fija, ya que dependerá de la base reguladora del fallecido, aunque sí es cierto que el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones ha establecido una serie de cuantías mínimas y máximas en función del contexto en el que se sitúe el descendiente beneficiario de esta prestación contributiva. 

Sobre la cuantía que cobraría el beneficiario tiene que ver con el 20% de la base reguladora del causante de la pensión de orfandad. Esto es, si el fallecido tiene una base de 2.400 euros, el hijo beneficiario de esta prestación recibirá una pensión de 480 euros mensuales. Además, también es importante detallar que esas pensiones van a subir un 2,3% el próximo año 2022, por lo que las cuantías subirán. 

Pero no todo queda ahí, y es que si se trata de una pensión de orfandad absoluta, es decir, que no haya ningún progenitor superviviente, esta cuantía ascenderá desde el 20% de la base reguladora hasta el 52%. Por lo que, poniendo el mismo ejemplo de una base de 2.400 euros, recibiría una prestación de 1.248 euros.

Duración de la pensión de orfandad

Haciendo referencia ahora a la duración en la que se va a cobrar esta pensión de orfandad  hay que destacar que hay que diferenciar varias duraciones. Todas ellas estarán sujetas a la situación en la que se encuentre el hijo beneficiario de la prestación que ha causado el trabajador fallecido. Estas duraciones son:

  • Hasta que el descendiente cumpla 21 años en el ámbito general.
  • Hasta que el hijo cumpla 25 años si se encuentra en una de las situaciones mencionadas en el primer apartado. 

Documentos para solicitar la pensión de orfandad

Pero no solo es necesario cumplir con una serie de requisitos mínimos para poder optar al cobro de la pensión, sino que, además, también es de obligado cumplimiento que el beneficiario debe entregar una serie de documentos al Instituto Nacional de la Seguridad Social. Se trata de un total de 3 escritos que deben ir perfectamente completados y presentados ante el INSS, estos son: 

Aunque hay dos documentos extra que la Seguridad Social puede solicitar si se da una de las situaciones especiales. Esto es, si el beneficiario es menor de edad, deberá acudir su tutor legal con la documentación oficial que así lo acredite. Por otro lado, si el fallecido era un trabajador autónomo, deberá presentar el pago de las cotizaciones a la Seguridad Social. 

Pasos para solicitar la pensión de orfandad

Por último, una vez se tienen todos los datos y documentos necesarios para poder obtener esta pensión de orfandad será el momento de solicitarla al Instituto Nacional de la Seguridad Social. Aunque para ello hay que tener en en cuenta el plazo en el que fallece el causante de esta pensión contributiva. El INSS aclara que hay que pedirla en los 3 meses posteriores al fallecimiento del padre o la madre, ya que, si se pide más tarde, el beneficiario perderá el derecho a cobrar los tres primeros meses de la prestación de la Seguridad Social.

Una vez se tiene en cuenta este detalle, se podrá solicitar a la administración pública de dos maneras diferentes. Por un lado, se puede acudir presencialmente a las oficinas de información de la Seguridad Social y, por otro lado, también se puede realizar esta gestión de manera on-line.

Solicitud presencial

Si se escoge la primera opción y se desea llevar a cabo el trámite de la solicitud de manera presencial en las oficinas del INSS será necesario solicitar una cita previa a la Seguridad Social. Una vez se obtenga, habrá que acudir con toda la documentación que se exige por parte de la administración y entregarla al funcionario que llevará a cabo la presentación de la solicitud. 

Pero no solo eso, también es importante tener en cuenta que para acudir a las oficinas de la institución hay que respetar el protocolo Covid-19 para evitar contagios. Esto es, habrá que llevar mascarilla en todo momento y, además, deberá mantenerse la distancia de seguridad.

Solicitud on-line

Por otro lado, si se prefiere escoger la opción digital, habrá que dirigirse a la sede electrónica de la Seguridad Social. Una vez ahí, hay que clickar en la opción ‘Ciudadanía’ y, dentro de ésta, escoger el apartado ‘pensiones’, abriéndose así un nuevo menú con diferentes opciones. 

En este punto hay que clickar en ‘muerte y supervivencia nacional’, en el que se deberá identificar el solicitante de esta prestación, pudiendo hacerlo a través de certificado electrónico, usuario y contraseña y, por último, con cl@ve. Una vez identificados, habrá que completar un sencillo formulario al que se deberá ‘seleccionar archivos’ y añadir toda la documentación necesaria. Por último, se clicará en 'confirmar' y así se presentará formalmente la solicitud. 

Ayudas compatibles e incompatibles con la pensión de orfandad

A la hora de destacar qué ayudas son compatibles o incompatibles con esta pensión de orfandad hay que dividir estos dos sectores. Por un lado, sobre las prestaciones que se pueden cobrar al mismo tiempo que esta pensión, cabe destacar que se puede cobrar al mismo tiempo que la pensión de viudedad. Por otro lado, sobre cuáles son las ayudas incompatibles que afectan a esta prestación y que no se pueden cobrar a la vez, se deben distinguir un total de 4 prestaciones, estas son: 

  • Pensión de jubilación.
  • Pensión de incapacidad permanente.
  • Una segunda pensión de orfandad.
  • Si el huérfano se casa, no podrá obtener una pensión de orfandad y viudedad al mismo tiempo.